Perito Moreno, el único glaciar del mundo que no retrocede

La tendencia global en todos los glaciares del mundo es el retroceso. En todos excepto en uno: el Perito Moreno, en la Patagonia Argentina.

Hoy hemos sido testigos, a través de muchos medios de comunicación, de una nueva rotura del glaciar, un espectáculo impactante que se repite cada pocos años; la última se produjo en el 2012. El fenómeno del rompimiento puede dar lugar a pensar que el glaciar retrocede, pero es todo lo contrario: se rompe porque avanza siempre hasta un límite.

En el siguiente mapa podemos ver que el Perito Moreno se descuelga entre dos montañas hasta una masa de tierra (donde está el mirador turístico). Entre el glaciar y la masa de tierra hay un canal de agua que conecta dos brazos del Lago Argentino, uno de ellos sin salida.

Mapa glaciar Perito Moreno

Cuando el glaciar alcanza la masa de tierra, el canal de agua se cierra y el nivel del agua del brazo que no tiene salida empieza a crecer durante años. Pero llega un momento en que la presión es tan alta desde este lado, que el agua empieza a empujar y erosionar la pared de hielo que ha taponado el canal. Es la forma en que se va formando poco a poco un túnel bajo el hielo, cada vez más abierto. El proceso dura hasta el momento en que el puente se desploma, por acción de la erosión y la temperatura del verano austral, como hemos visto hoy.

A partir de ese momento, el ciclo empieza de nuevo: el canal de agua se vuelve a abrir y el Perito Moreno sigue su avance hacia la masa de tierra, que alcanzará en los próximos años.

Booking.com

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *